Ir al contenido

¿Qué esperas de un nuevo empleo?

Contenidos de esta sección

Construyendo tu proyecto de vida

Un hombre mayor pensando.

Con el paso del tiempo, tus expectativas laborales y de vida han ido cambiando. Ahora, te encuentras en el inicio de una etapa en la que tu estabilidad laboral y emocional son factores determinantes para tu desarrollo.

Si decidiste reingresar al mercado laboral y continuar tu vida de manera activa, ahora, debes pensar en qué es lo te gustaría obtener con este nuevo empleo, ya sea satisfacciones, solvencia económica, estabilidad, trascendencia, etcétera. En pocas palabras, cuál es el proyecto de vida que vas a construir a partir de este momento.

Tu proyecto de vida es algo que construyes a través de la propia reflexión, con base en tus metas laborales, sueños, expectativas; implica que te vuelvas dueño de ti mismo y de tu espacio de trabajo.

En este nuevo empleo, probablemente querrás obtener tres tipos de beneficios: beneficios económicos, es decir, un salario que te permita planear tu futuro; beneficios sociales, una labor productiva que te deje la satisfacción de que estás aportando a la sociedad; y, el más importante, beneficios de autoestima, que engloba las tareas derivadas de tu trabajo y con las cuales obtendrás confianza en ti mismo.

Siempre trata de hacer lo que te apasiona y lo que te haga sentir vivo, mantén tu mente activa y enfócate en cómo quieres verte en los próximos años. Recapitula tus logros y piensa en aquello que siempre quisiste hacer y que no pudiste, para que ahora, lo incluyas en tu proyecta de vida.

Confucio decía: “Encuentra un trabajo que te guste y no volverás a trabajar ni un sólo día de tu vida”.

Comparte en redes sociales